¡Ojala y la Jerarquía católica se dejara rejuvenecer por los nuevos valores del 15-M!

Se dice que vivimos no solo en una época de cambios sino más bien en un “cambio de época” donde las transformaciones de todo tipo no afectan por igual a todo el mundo. La brecha entre enriquecidos y empobrecidos se ahonda sin medida y los avances científicos, tecnológicos y culturales están en manos de un sistema capitalista, injusto y depredador que devalúa la democracia, los derechos humanos y el acceso a una igualdad global, a la vez que destruye la vida de nuestra madre Tierra. Ante todo este cúmulo de injusticias despierta hoy un conjunto de voces de resistencia y de propuestas alternativas, como los recientes movimientos de indignación y otros anteriores. Ellos muestran la luz y esperanza de que “Otro mundo mas justo es posible” con nuevos valores emergentes y alternativos capaces de configurar un Nuevo Orden Mundial sin exclusión social y en armonía con la Naturaleza. Como creyentes estamos unidos a todo ello y deseamos que la institución eclesiástica también se deje rejuvenecer por estos nuevos valores de los que ella debería sentirse necesitada”.

Esto que lees ahora es cita textual del comunicado final del XVII ENCUENTRO DE COMUNIDADES CRISTIANAS DE ANDALUCIA (CCP) que bajo el lema: “Espiritualidad cristiana en el mundo actual. Seguir a Jesús hoy” acaba de celebrarse este fin de semana en el Morche (Málaga), desde donde acabo de llegar. Se que a muchos eso de la espiritualidad no solo no os mola, sino que suena a rancio. Pero si eres capaz de superar ese prejuicio, aquí puedes encontrar nuevamente como esa “otra voz de Iglesia”, suena con otra música bien diferente, también en este tema.

Allí, como cada dos años, hemos participado con las CCP Andaluzas, y hemos compartido esa cordial amistad de los muchos años que nos une, la fe común en Jesús de Nazaret y la fraternidad que nos mantiene en el compromiso fiel por una sociedad con mayor igualdad y justicia social.

Para los no iniciados en estos temas os confesaré que es precisamente esa Fe la que, a la gran mayoría, nos mantiene activos en tantos frentes sociales, casi siempre al lado de la gente mas empobrecida de este mundo: comités de solidaridad con América Latina, Oscar Romero, los ACOGE, las asociaciones de inmigrantes, la lucha por lo derechos humanos, el compromiso en los movimientos vecinales, con los presos de la cárcel, … y en menos medida hoy, en el sindicalismo de clase, que cada vez queda menos, y en la política, donde por desgracia suele ser la excepción. Ahora, indignadas e indignados como tanta gente, estamos muy implicados en las plazas y barrios con el 15-M –por supuesto sin llevar credo, ni bandera alguna-, porque reconocemos todo este movimiento como un gran signo de los tiempos que deberíamos atender mucho mas, ya que consideramos sus valores, francamente esperanzadores.

Ya más en nuestras claves, y solo de interés para quienes indagan y se preguntan sobre estos temas, continuábamos nuestras reflexiones en una línea, que también entresaco del comunicado final proclamado a la opinión pública:

Los cambios actuales, en todos los ámbitos de la vida, están configurando un mundo cada vez más global donde se deshacen las certezas inamovibles, de sociedades pasadas. Las verdades fijas y los rigurosos dogmas religiosos o ideológicos, son pocos aptos y hasta a veces impedimento, para abordar las nuevas realidades sociales y para que las personas se encuentren consigo mismas, con las demás y con el Misterio de la Divinidad que nos habita y nutre al Universo. La espiritualidad cristiana hoy invita a seguir a Jesús fuera de los marcos religiosos que desfiguran, ocultan y dificultan el acceso a su Vida y Mensaje, a quienes son del mundo actual y buscan la “cualidad humana profunda” mas allá de las formas instituidas”.

En fin esto es lo que me tuvo “ocupado” este fin de semana, y me apetecía compartirlo, pues en este blog, no solo se habla de política, y fiel a esa diversidad de contenidos-compromisos quiero seguir. Por ello termino como lo hacíamos al final de la mañana, proclamando casi 200 personas, al unísono que nuestro seguimiento de Jesús pasa siempre por “la defensa de los arrojados al margen de la historia y por la solidaridad con la gente crucificada por la injusticia mundial. Y que al oír en nuestras conciencias el evangelio de Mt, 25 de “tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber, fui extranjero y me acogisteis…”, sentimos que ese mensaje es hoy, como siempre, la manera más evangélica de ser profetas en el mundo actual.

SI TE HA GUSTADO, COMPÁRTELO:
Wikiovotar Ranking de blogs de España

Anuncios
Esta entrada fue publicada en 15-M, CCP, Iglesia de base, jerarquia. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s